Usted está aquí: Inicio / Documentación / Fondo documental / Comité Ejecutivo / Declaración sobre la crisis en el Líbano

Declaración sobre la crisis en el Líbano

El Comité Ejecutivo del Consejo Mundial de Iglesias, reunido por videoconferencia los días 20 a 24 de julio de 2020, expresa su gran preocupación y temor ante la evolución de la situación en el Líbano.

24 de julio de 2020

El Comité Ejecutivo del Consejo Mundial de Iglesias, reunido por videoconferencia los días 20 a 24 de julio de 2020, expresa su gran preocupación y temor ante la evolución de la situación en el Líbano.

El Comité Ejecutivo está verdaderamente alarmado por el agravamiento de las crisis en el Líbano durante las últimas semanas y meses, por las numerosas dificultades sociales, económicas y políticas que de ellas se derivan, y los desafíos que el país enfrenta en relación con su soberanía. Las crisis que afectan al conjunto de la población son aún más perjudiciales para los grupos ya vulnerables: mujeres, niños, personas con discapacidad, trabajadores migrantes y refugiados.

Durante siglos, y a pesar de una brutal guerra civil, el Líbano ha sido capaz de preservar su diversidad étnica, cultural y religiosa, en un espíritu de pluralismo y convivencia. En medio de una región desgarrada por las guerras, los conflictos y la ocupación, el Líbano se había mantenido como modelo y símbolo de esperanza y resistencia. Ese ejemplo está ahora en peligro.

El Comité Ejecutivo afirma que corresponde al Gobierno del Líbano mantener y fortalecer su papel como garante del contrato social, de la estabilidad y la seguridad del país y de los derechos públicos y humanos de las personas. El Comité Ejecutivo expresa su apoyo al pueblo libanés y lo alienta a permanecer unido en solidaridad común para salir de esta crisis, y a no caer en la división y el sectarismo. Los libaneses de todas las instancias –políticos, líderes religiosos, civiles y jóvenes– tienen la responsabilidad de aislar al país de las fuerzas políticas y sociales regionales más amplias que conducen a la región hacia la división y la destrucción.

Los líderes religiosos de todas las comunidades tienen un papel particularmente importante que desempeñar guiando a sus fieles, en estos tiempos difíciles, hacia la sabiduría, la justicia, la reconciliación y la unidad.

El Consejo Mundial de Iglesias se solidariza activamente con las iglesias y el pueblo del Líbano, e insta al gobierno a emprender reformas estructurales urgentes y necesarias para garantizar la estabilidad, la unidad y la soberanía del Líbano.

Comité Ejecutivo del Consejo Mundial de Iglesias
Videoconferencia
20 a 24 de julio de 2020